Anses debe reincorporarlo; fue echado en el 2017

Por medio de la presente pongo en conocimiento de la comunidad de Chacabuco que, el día 24 de noviembre del corriente volveré a mi puesto de trabajo en ANSES, Udai Chacabuco. Luego de 12 años en la atención al público de dicho organismo, con fecha 14 de junio del año 2017, fui despedido.

 

La Administración, mediante una recolección de datos, que no constituyó ni por asomo el sumario exigido por ley, justificó el despido al considerar que, desde mi clave personal se accedió a información sobre el sueldo que percibiría el Sr. Intendente Municipal de Chacabuco, Dr. VICTOR AIOLA, la que luego se publicó en un conocido medio de comunicación local. Sin el derecho a defensa y a la «estabilidad del empleado público» (artículo 18 y 14 bis de la Constitución Nacional) comencé a transitar un camino judicial para ser reincorporado a mi puesto de trabajo ya que, nunca tuve conocimiento del hecho que la Administración pretendía endilgarme.

 

De los distintos elementos probatorios aportados y producidos en el juicio Anses no ha podido acreditar la causa del despido, quedando en claro que detrás de esto hubo un móvil político por el cual alguien ha tenido algún rédito, cargando sobre mis espaldas responsabilidad que a todas luces no tuve.

 

A raíz de las gestiones judiciales y de diálogo realizadas por los abogados Andrés Segura, Joaquín Yannibelli, Julián Domínguez y Darío Golía se logró la reincorporación a mi puesto de trabajo.

 

Quiero agradecer a mi familia, amigos y compañeros de trabajo que siempre estuvieron durante estos cuatro años que fueron un calvario, no solo por la pérdida de mi fuente de trabajo siendo único sostén del hogar con dos niños, sino por la grave acusación que recaía sobre mi persona. Se hizo justicia.

EDUARDO CESAR DÍO.

20.030.848

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.