En la Sociedad Rural hay dirigentes jóvenes con mentalidad vieja

dominguez_barrientosEl presidente de la Cámara de Diputados de la Nación, Julián Domínguez, afirmó esta tarde durante una recorrida por la localidad de Chacabuco que “en la Sociedad Rural hay dirigentes jóvenes con mentalidad vieja. Donde lo individual y lo sectorial esta por encima de todo y de todos. Que pena que Etchevere se empeñe en llevarnos al pasado del desaliento”.

Consultado por la prensa local sobre la presentación oficial de La Rural, Domínguez sostuvo que “el primado del interés individual, el individualismo mezquino, que no debe confundirse con el esfuerzo individual. El sectarismo, el fragmento, la absolutización del interés de lo sectorial conspira e impide la maduración de un proyecto de largo y mediano plazo”. Y agregó: “Es el liberalismo individualista donde se salva solo como vimos hoy,  o el humanismo social que se siente parte de un destino compartido con el conjunto de la patria”.

“Confiamos en un cambio de mentalidad donde de la queja, que satura y cansa, pasemos a una dirigencia que sea propositiva y abrace al futuro con sueños y una visión compartida”, resaltó Julián Domínguez.

 Asimismo, el titular de la Cámara baja nacional se refirió a la producción en nuestro país. En este sentido, Domínguez detalló que “de producir 48 millones de toneladas de cereales y oleaginosas que había producido a lo largo de toda su historia, el país pasó a producir, desde que llegó Néstor Kirchner al presente, más de 105 millones de toneladas. Es decir, se duplicó la producción y ese es el crecimiento más grande que ha tenido la agricultura en la Argentina”.

Al respecto, Domínguez destacó al PEA2 impulsado por la Presidenta Cristina Fernández de Kirchner como “el resultado del planeamiento estratégico participativo en el que intervienen 53 facultades, 450 escuelas agrotécnicas, 140 cámaras empresariales, además de organizaciones sociales, organismos internacionales como PNUD y los organismos del Estado nacional y provinciales; que nos permite proyectar a 2020 una producción de 160 millones de toneladas y una  duplicación de nuestro Producto Bruto Interno”.

“La revolución de la Pampa Argentina se hizo a través de siembra directa y esos profesionales fueron formados en la Universidad Pública y en los colegios agropecuarios; son hijos de esta tierra y lo permitió un proyecto que priorizó el crecimiento de la Nación”, enfatizó Domínguez. Y concluyó: “La principal fortaleza de nuestro agro es, y será a futuro, nuestra gente. Reconocemos a nuestro agro argentino como garante de la seguridad alimentaria, no solo de nuestra nación, sino también como un proveedor competitivo al resto del mundo”.

  • ULTIMOS VIDEOS

  • RESULTADOS DE LA QUINIELA

    Dejanos tu opinión!